Artrosis de la mandíbula: causas y tratamiento

La artrosis de la madíbula, es uno de los trastornos que afecta la articulación temporromandibular, que conecta la mandíbula con el cráneo. Esta articulación es una de las más complejas del cuerpo y permite, junto a un grupo de músculos, que podamos mover la mandíbula.

Representación 3D de un esqueleto con mandíbula resaltada para mostrar dolor. Artrosis de la mandíbula

La artrosis se caracteriza por la descomposición del cartílago articular con cambios en la arquitectura en el hueso, y la degeneración de los tejidos sinoviales.

Causas de la artrosis de la mandíbula

Entre las causas por las que se degenera o desgasta la mandíbula tenemos:

  • Edad. Se estima que una persona a los 80 años ha masticado aproximadamente 16 millones de veces. Es decir, mientras más tiempo de vida tiene una persona son más los movimientos de masticación que realiza, por lo que la persona está más predispuesta a sufrir de artrosis.
  • Bruxismo. Esta es una de las principales causas de artrosis a la mandíbula, porque los pacientes aprietan los dientes, sobre todo en las noches durante el sueño o bajo situaciones de estrés. Es un factor de riesgo que favorece la artrosis.
  • Desequilibrio funcional de la articulación temporomandibular. No funciona de forma asimétrica lo que promueve que se recargue más un lado de la articulación.
  • Masticación unilateral. Masticar constantemente de un solo lado es una causa de desequilibrio en la articulación temporomandibular (la mandíbula no funciona de manera simétrica), por ejemplo: los consumidores de chicle.
  • Alteraciones metabólicas. Los trastornos de la eliminación de alguna sustancia pueden provocar cambios en la articulación que la degeneran.

Síntomas

Un paciente con artrosis temporomandibular manifiesta los siguientes síntomas:

  • Ruidos al movimiento (como una arenilla justo en la articulación).
  • Limitación de la movilidad de la mandíbula. Incluso a veces se presentan bloqueos en los que la articulación no puede moverse.
  • Desviaciones de la mandíbula hacia el lado afectado.
  • El dolor es inicialmente difuso en el oído, mejillas, sienes, dientes, mandíbula o zonas aledañas a la articulación.
  • El dolor aumenta y progresa a tal punto que puede presentarse durante el movimiento.

Tratamiento de la disfunción temporomandibular

El tratamiento de la artrosis de la articulación temporomandibular debe ser un  trabajo en conjunto de diferentes especialistas:

  • Fisioterapia. Existen muchas técnicas de fisioterapia que pueden contribuir al equilibrio de la articulación y al dolor orofacial. Incluso hay fisioterapeutas que se especializan especialmente en esta lesión.
fisioterapeuta masculino realizando terapia física con paciente femenina con artrosis de mandícula.
  • Odontología. La odontología por su parte tiene también un conjunto de herramientas que se enfocan en los trastornos dentarios y mandibulares que pueden estar produciendo el trastorno temporomandibular. Entre ellas, férulas de descaraga para tratar el bruxismo.
Material de dentista para tratar el bruxismo con férulas dentales, que se utilizan para disminuir factores de riesgo de la artrosis de mandícula.
  • Medicina. Para la reducción de la inflamación y dolor es necesario combinación de medicamentos.
  • Cirugía. Cuando el dolor de la artrosis es intolerable y no se soluciona con fisioterapia y herramientas odontológicas, se puede recurrir a la cirugía.

En Clínica Everest contamos con especialistas en esta área que podrán guiarte y tratarte para disminuir las molestias y dolores que conlleva la artrosis de la mandíbula. Nos comprometemos con tu bienestar.

¿Te gusto este artículo?
Regálanos un Me gusta y compártelo para que otros lo puedan leer también.

Categorías

Artículos destacados

Artículos recientes